Entradas

La eficacia de la gestión del ciclo de lavado en LIMP hace que nuestros productos alcancen cotas de calidad muy elevados. Lo que permite que las prendas se ajusten a la normativa de cada sector, independientemente de lo exigente que sea la norma en cada momento.

 

Eficacia de la gestión del ciclo de lavado en LIMP

El ciclo de lavado de las prendas de trabajo exige contar con una maquinaria y productos determinados. Especialmente eficaces, que nos faciliten la consecución de una limpieza adecuada e higiénica que evite la contaminación de las personas que la llevan.

También es importante que la gestión del ciclo de lavado de las prendas o uniformes laborales, se preste atención al estado en que se encuentra cada prenda. Es decir, que haga una revisión de calidad de cada una de las prendas que le llega y ejecute la correspondiente compostura. Pues solo de esta manera –y así lo entendemos en LIMP desde hace décadas- podemos dejar la prenda en condiciones óptimas.

 

Lavado de ropa e infecciones

Desde la llegada de la pandemia por la Covid 19, se ha tomado una mayor conciencia sobre al necesidad de contar con medidas consensuadas para minimizar la propagación de la infección y preservar la seguridad de todas las personas. Especialmente en el entorno de trabajo. Y con atención exhaustiva en los casos en los que se trate de personal sanitario.

Ensor ello, y ahora más que nunca, realizar una desinfección térmica total de la ropa durante el lavado comercial es una exigencia habitual de los clientes de las lavanderías industriales como LIMP.

Un trabajo que ya realizábamos antes y que ha puesto de manifiesto que es muy eficaz para minimizar el riesgo para el personal y de los pacientes. Una de las formas más eficaces de reducir los focos de infección en los entornos sanitarios es implantar un proceso de gestión efectiva del ciclo de lavado.

 

Lavandería Industrial Peris Mencheta

En la Lavandería Industrial Peris Mencheta (LIMP) somos especialistas en la puesta a punto y mantenimiento de todo tipo de prendas de trabajo. Por ello, desarrollamos un ciclo de lavado eficaz y muy exigente con el que obtenemos excelentes resultados. Los pasos que lo componen son los siguientes:

 

  1. Preclasificación

Una vez que hemos recogido las prendas en las sedes de nuestros clientes procedemos a su preclasificación. Este proceso nos permite conocer las prendas y adecuar el proceso de lavado. De esta manera cada material se lava a la temperatura correcta, durante el tiempo adecuado, y reducimos el riesgo de que se contamine y se estropee al entrar en contacto con otras prendas.

 

  1. Separación

Para que la ropa sucia o infectada no contamine el espacio en que se encuentra, en LIMP envoltorios adecuados para separarla en una sección específica del carro de lavandería.

 

  1. Clasificación y revisión

Revisamos la colada para detectar objetos afilados o de cualquier otra naturaleza que puedan dañar el material.

 

  1. Lavado, secado y planchado

En LIMP empleamos lavadoras comerciales especialmente diseñadas para garantizar la máxima higiene de las prendas laborales. Máquinas sostenibles y rentables que alcanzan un nivel de higiene impecable que satisface a nuestros clientes.

 

  1. Secado y planchado

Tras el lavado hay que secar y planchar la ropa de la manera correcta. Con ello aportamos una  desinfección térmica final y teniendo en cuanta las particularidades de cada tejido.

 

  1. Después del lavado

Concluido el proceso de limpieza se procede al empaquetado de las prendas limpias. Esto reduce el riesgo de contaminación por factores externos. Posteriormente la acercaremos a la sede de nuestro cliente para que la almacene donde considere oportuno.

Con todo ello, en LIMP nos aseguramos que los trabajadores y trabajadoras de la empresa cuentan con material oportuno, adecuado y limpio. Apto para el desarrollo de su trabajo, sea el que sea.